jueves, 5 de enero de 2017

Alucinante

Uno: Flores incumple el contrato con Adif que le prohíbe montar una discoteca para 1.500 personas.

Dos: La macrodiscoteca de Miguel Ángel Flores se anuncia como "espacio educativo para charlas literarias".

Tres: No está en la cárcel y encima vuelve a las andadas.

Lo dicho, alucinante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario